sábado, 16 de noviembre de 2013

Cavalier

Deseché toda mi esencia en tus besos sin fragancia,
arrojé todo mi orgullo por poder verte crecer,
más aun siendo el individuo que jamás muestra clemencia,
me asediaste haciendo mella en mi honor de cavalier.

Nunca quise que cambiaras tu mirada de inocencia,
y yo no quise moverme por sendas sin conocer,
aun cambiando algún compás mantuvimos nuestra esencia,
mejoramos mutuamente nuestros afán de conocer.

Con el tiempo las estrías en el muro hicieron mella,
aflorando incongruencias que nunca quisimos ver,
aunque lejos siempre queda el olor de tu presencia
en mis dedos salpicados por batallas de placer.

Resurjo de mis cenizas, y miro hacia las estrellas,
avanzo con paso firme, no temo mirar atrás,
soy soldado de la vida y guerrero en la contienda,
soy el fuego, soy la tierra, soy bandera en mi corcel.

1 comentario:

  1. ¡Muy bueno! Increíble además la rima que mantiene un significado siempre... Well done! :))

    ResponderEliminar